El vestuario femenino de la diseñadora emergente Estefanía Leigthon

El vestuario femenino de la diseñadora emergente Estefanía Leigthon

Estefanía Leighton es chilena, tiene su propia marca homónima, y a través de ella nos muestra su primera colección de vestuario femenino: otoño-invierno 2013. Desde los 12 años Estefanía se interesa por la moda, introduciéndose en el mundo de la confección ya en su colegio, y luego al tomar la decisión de estudiar la carrera de Diseño de Vestuario en DuocUC. 

La joven diseñadora dejó la capital para seguir estudiando en Valparaíso, inspirada por el arte, la música y el diseño que se respira en dicha ciudad. Una vez allí, pudo conocer de cerca la producción masiva de vestuario, pero claramente su camino no iba por este lado: decidida a ser una creativa independiente, Estefanía incursionó en la pintura, la escultura textil, la ilustración y la fotografía, ámbitos en los que se sigue desarrollando, paralelamente a su proyecto principal: su marca de vestuario femenino.

Pero una de las motivaciones más grandes de esta chica al estudiar Diseño de Vestuario, era poder ligar este oficio con el vestuario teatral. “La Patogallina” fue la compañía de teatro que la acogió una vez de vuelta a Santiago, y por la cual ingeniaba diferentes trajes para usar sobre el escenario. Este nuevo rol como vestuarista teatral, la llevó a investigar nuevos materiales y colores. Así fue como durante ese período, Estefanía comenzó a rescatar telas de proveedores que ya no existen en nuestro país, y decide comenzar su carrera oficial como diseñadora independiente, con 20 conjuntos que comprenden este primer lookbook fotografiado por Sofía Pajaritos.

“No sabemos si un día nuestra vida podría ser una obra de arte. Quizás pensamos que solo estamos en el mundo para cumplir rutinas, sobrevivir y hacer nuestro pasar por la tierra un trámite, pero puede que en ese devenir hagamos un día algo que cambie nuestro destino y el de los que nos rodean. Todos podemos ser el protagonista de nuestra propia obra de teatro, que es la vida”, explica Estefanía en una clara visión del diseño como una continuación del teatro.

“La idea es que personas que creen ser comunes y corrientes logren descubrir que en realidad son especiales, es por esto que mi colección no tiene una prenda igual a la otra. Cada una de ellas tiene su propia esencia”, afirma la diseñadora, quien también explica las líneas y cortes de sus prendas, ceñidas a la cintura y amplias a la altura de las caderas: “Hay diseñadores y vestuarios que cortan la figura, no la potencian, la deforman. A mí me gusta la silueta y las formas curvas para que quienes usen mis prendas se sientan cómodas y femeninas con mis diseños”.

Fotografía: Sofía Sierra

Modelo: Geraldine Rojas

Pelo y Maquillaje: Pancha Zavala

Comentarios

También te puede interesar

Deja una respuesta