Entrevista a Rodolfo Vera, el diseñador revelación de Pasarela Valparaíso: “Creo que el show es parte de nuestras vidas, todos llevamos un artista dentro y todos buscamos ser vistos y percibidos”

Entrevista a Rodolfo Vera, el diseñador revelación de Pasarela Valparaíso: “Creo que el show es parte de nuestras vidas, todos llevamos un artista dentro y todos buscamos ser vistos y percibidos”

Foto: Mario Medina (expresion.cl)

Pese a que etiqueta su trabajo como una especie de alta costura artística, Rodolfo Vera, sabe y reconoce muy bien las falencias del diseño de vestuario en Chile y la falta de un concepto real en nuestro país. Con 31 años y titulado recién el 2013 de Diseño de Vestuario en DUOC UC, Viña del Mar, Vera ya se instaló con marca propia y propuestas enfocadas en sorprender más que seguir las tendencias, algo que pudimos apreciar en la última edición de Pasarela Valparaíso. Allí, bordados, lentejuelas y tocados marcaron el show que se diferenció bastante del resto de las propuestas más comerciales, en lo que decididamente mezcló una historia de insectos en la colección “Metamorfosis”, con confecciones para apreciar a través de un desfile más que en un showroom. “Tuve la posibilidad de estudiar en un liceo técnico algo relacionado con confección, pero hacerlo en la adolescencia (edad compleja) y con todos los prejuicios respecto de un hombre estudiando moda, el miedo a las burlas y demases, me hicieron desistir de esa idea”, relata Vera, cuando hablamos de sus inicios en la moda.

-¿Cómo lograste entonces llegar al Diseño de Vestuario?

-Después de haber estudiado Administración en un liceo técnico, me dije, ¡basta! No viviré para darle en el gusto a los demás, y comencé un curso básico de confección de un año. Debido a los altos costos de aranceles, matrículas y materiales no pude estudiar en una institución de educación superior, pero en el curso me dieron herramientas básicas que fueron aumentando con los años, potenciándolas a través de experimentación y observación de manera autodidacta. Recién el 2007 logré entrar a estudiar a Duoc UC sede Viña del Mar, egresando el 2011 y titulándome el 2013.

 -¿Desde cuándo tienes tu marca y cómo la perfilaste?

-La marca nació a través de mi examen de título (2011), donde comenzó a gestionarse la idea y desarrollo. Mi interés por el vestuario de alta costura y  por el espectáculo (teatro, ballet, circo, etc.), fueron perfilando la finalidad de mis propuestas y marca, logrando unirlos en un vestuario más teatral e interesante visualmente.

-¿Cuál es tu opinión acerca del uso del concepto de alta costura en Chile? ¿Es válido?

-Creo que en Chile no tenemos alta costura, por todo lo que ella implica; Francia e Italia no solo gestionan directrices de moda y tendencias, sino que como países completan y potencian la industria de la moda. A través de este proceso, generan productos de altísima calidad y todo lo realizan con artesanos especializados en cada área y de manufactura mayoritariamente en su país de origen  (textiles, bordados, orfebrería, etc.), sin escatimar en gastos. Con esto no quiero decir que en Chile no hayan personas con gran talento, dedicación y calidad, pero no se cuenta ni con los recursos técnicos (tenemos una industria textil nacional casi nula), económicos (producir vestuario de alta costura es carísimo, sobre todo a nivel de mano de obra) y de demanda (en Chile no se consume alta costura). Todo esto, más la falta de valorización de los artesanos (orfebres, tejedoras, bordadoras, entre otros) hace, a mi parecer, un poco atrevido etiquetar nuestro trabajo como alta costura. Basta ver videos en YouTube y ver cómo trabajan marcas como Chanel o Dior en sus producciones de alta costura, para darnos cuenta que estamos a años luz de eso.

-A través de tu desfile en Pasarela Valparaíso, pudimos ser testigos de una entrega que mezcló show, teatralidad y una artesanía envidiable. ¿Son esos los elementos más destacados de tu trabajo en general, o es algo que se dio a partir de “Metamorfosis”?

-Creo que el no contar con producción textil nacional y con recursos económicos necesarios, hace que varios diseñadores a nivel nacional, entre ellos yo, exploremos nuevas técnicas en moldaje, aplicaciones textiles y elementos distintivos en nuestros vestuarios. Si consideramos que la gran mayoría accedemos a los mismos materiales y en los mismos lugares, la falta de recursos e insumos genera un mayor desafío para lograr diferenciarnos, lo que hace que al final produzcamos soluciones y trabajos más creativos e innovadores.
Respecto de mi propuesta general, estos elementos se encuentran presentes desde mi primera colección (colección de examen de título “Jardín Encantado”, año 2013), donde la problemática de generar diferenciación textil y un sello como marca, me llevaron a utilizar  cintas como elemento diferenciador. Así, pude confeccionar propuestas arquitectónicas y femeninas a partir de este elemento, técnicas con las cuales he seguido experimentando y que siguen presentes en “Metamorfosis”.

-¿Cómo ves el horizonte de los diseñadores y la moda nacional? ¿Crees que existe algún elemento identitario que pueda ser percibido?

-Siento que es difícil ser diseñador en Chile y con mayor razón en la Quinta Región, pues a la gente le cuesta atreverse y valorar el trabajo del diseño de autor. Son los extranjeros que visitan la zona los mayores consumidores de moda en la región. La gente se va más a la segura; les falta identidad y propuesta, atreverse con el vestuario, experimentar con formas y colores, pero a su vez rescato que las nuevas generaciones vean la moda como modo de expresión.
Respecto de un elemento identitario en el vestuario, creo que estamos al debe, tanto en la región como en el país. Siento que es necesario apropiarnos y hacernos responsables de nuestra identidad nacional; marcas como Valentina Rosende —quien también se presentó en pasarela Valparaíso—, hizo un gran trabajo en torno a la identidad sin caer en lo obvio o lo folclórico.

-¿Cómo describirías tu estilo y cuál es el que pretendes mostrar para que sea percibido por la opinión general?

-Yo defino mi trabajo como art-couture (arte y vestuario), donde realizo piezas interesantes con trabajo artesanal y manual,  logrando efectos visuales llamativos a partir de intervenciones textiles. Con esto busco generar dramatismo en mis prendas, llamar la atención, contar una historia y tratar de generar propuestas agradables a la vista. Según los comentarios que he recibido post Pasarela Valparaíso, creo que se han generado apreciaciones positivas y he logrado lo que busco como marca, generar dramatismo y show con mis propuestas de vestuario.

-¿Cuál es el proceso que manejas para llegar a las piezas de “Metamorfosis”, en cuanto a bordados, brillos, etc.?

-Es divertido (al menos para mí) como nace “Metamorfosis”. En un comienzo buscaba generar una colección netamente comercial, bajar mis revoluciones teatrales y generar prendas netamente vendibles y luego de semanas dibujando, borrando —quitando detalles como bordados, tramas y texturas—, y redibujando, me di cuenta que era un martirio, un sufrimiento hacer algo que no sale de mí. Finalmente me rendí y comenzó a surgir una colección llena de detalles, bordados, plumas y texturas. Todo comenzó a fluir y no quedó más que aceptar lo que soy. Si a esto le sumamos lo que viví este último año (sanación, aceptación, un renacer como ser humano y como individuo), es que se gesta y nace “Metamorfosis”; que viste a seres humanos símiles a los insectos, que por fuera se muestran indestructibles e impenetrables, como coraza de escarabajos, pero a la vez sensibles y delicados, como las alas de las mariposas. Con todos estos aspectos, cada prenda comienza a ser trabajada y enfocada en estructura e imagen en relación a insectos.

-¿Cuáles son las marcas y diseñadores que más inspiran tu trabajo?

-Los diseñadores que inspiran mi trabajo son John Galliano, Alexander McQueen y Thierry Mugler, quienes llevan el vestuario a extremos teatrales de tal complejidad en su construcción y estética que dejan de ser ropa, para pasar a ser piezas de arte hechas vestuario.

-¿Crees que la moda en general está pasando por un período austero y que existe una crisis del show en ella?

-No sé si necesariamente la moda en general esté tomando un rumbo austero, creo más bien que se está buscando generar conciencia social, no solo en ecología y medioambiente, sino también en la valorización de la mano de obra especializada, la artesanía, la manufactura nacional. Creo que mi trabajo apunta más a eso que a la sobriedad, sencillez y falta de alarde a los que apunta a la austeridad. Creo que el show es parte de nuestras vidas, todos llevamos un artista dentro, y todos buscamos ser vistos y percibidos, y eso es lo que busco con mi trabajo.

 -Por último, dinos una canción, una película y un ícono que te inspiren.

-Una canción que escucho mucho por estos días, algo sentimental por lo demás, es “Stay With Me” de Sam Smith. Las películas de Baz Luhrmann me gustan por su estética y uso del color, en especial el musical “Moulin Rouge”.

Fotos: Rodolfo Vera, Mario Medina.

Comentarios

También te puede interesar

Deja una respuesta