Jessi Arrington en Ted: Vistiendo ropa usada

Jessi Arrington en Ted: Vistiendo ropa usada

Jessi Arrington es una diseñadora gráfica y dueña del blog Lucky So and So, donde comparte sus coloridos looks y distintos outfits que va encontrando en tiendas de ropa usada alrededor del mundo. En esta ocasión, Jessi comparte los atuendos que usará durante 7 días de la semana en su visita a los estudios de Ted en Palm Springs.

“Soy Jessi y esta es mi valija. Pero antes de mostrarles lo que hay dentro, voy a hacer una confesión pública. Vivo obsesionada con los trajes. Me encanta encontrar, vestir, y más recientemente, fotografiar y publicar en mi blog trajes atrevidos, coloridos y diferentes para cada ocasión. Pero no compro nada nuevo. Toda mi ropa es de mercados de las pulgas y tiendas de segunda mano. Las tiendas de segunda mano me permiten reducir el impacto de mi guardarropa en el medio ambiente y en mi billetera. También llego a conocer personas interesantísimas y por lo general mi dinero va a una buena causa. Mi aspecto es único, y comprar se convierte en mi búsqueda personal de tesoros. Es decir, ¿qué voy a encontrar hoy? ¿será de mi talla? ¿me gustará el color? ¿costará menos de 20 dólares? Si todas las respuestas son positivas, entonces siento que he ganado.”

“Volviendo al tema de mi valija, quiero decirles lo que empaqué para esta emocionante semana en TED. Es decir, ¿qué trae consigo alguien que tiene toda esa ropa? Así que voy a mostrarles exactamente lo que traje. He traído siete pares de ropa interior y nada más. Ropa interior para exactamente una semana es todo lo que he puesto en mi valija. Me imaginé que sería capaz de encontrar todo lo demás que quisiera usar después de llegar a Palm Springs. Y ya que no me conocen como la mujer que camina por TED en ropa interior, eso significa que encontré algunas cosas. Me gustaría mostrarles ahora los conjuntos para esta semana. Mientras lo hago, también voy a contarles algunas de las lecciones de vida que, créanlo o no, he aprendido en esta aventura de no usar ropa nueva.”

“Comencemos con el domingo. A esto le llamo tigre brillante. No hay que gastar mucho dinero para verse bien. Casi siempre te puedes ver fenomenal por menos de 50 dólares. Todo el conjunto, incluida la chaqueta, me costó 55, y es lo más caro que he usado en la semana.”

“Lunes: el color es energético. Es casi fisiológicamente imposible estar de mal humor cuando estás vistiendo un pantalón rojo brillante. Si estás feliz, vas a atraer a otras personas felices.”

“Martes: la integración está sobrevalorada. He pasado mucho tiempo en la vida tratando de ser yo misma y, al mismo tiempo, integrarme. Simplemente sé tú mismo. Si te rodeas de las personas adecuadas, no solo te entenderán, también te apreciarán.”

“Miércoles: guíate del niño que llevas dentro. A veces la gente me dice que parece que juego a los disfraces, o que les recuerdo a una niña de 7 años. Me gusta sonreírles y decirles: Gracias.”

“Jueves: la confianza es la clave. Si crees que te ves bien con algo, es casi seguro que así sea. Y si crees que no te ves bien con algo, probablemente también sea cierto. Mi madre me enseñó esto día tras día. Pero no fue hasta los 30 años que realmente entendí su significado. Y voy a explicarlo en pocos segundos. Si crees que eres una persona hermosa en tu interior y exterior, no hay mirada que no puedas atraer. Así que no hay excusa para nadie de esta audiencia. Debemos ser capaces de lograr todo lo que queremos lograr.”

“Viernes: una verdad universal. Las lentejuelas doradas van con todo.”

“Y finalmente, sábado: desarrollar un estilo personal propio y único es una forma genial de decirle al mundo algo sobre ti sin tener que decir una palabra. Lo he probado una y otra vez cuando: la gente se me acercaba esta semana simplemente por lo que estaba usando. Y tuvimos conversaciones fantásticas.”

“Obviamente todo esto no va a entrar en mi pequeña valija. Así que antes de irme a casa, a Brooklyn, voy a donar todo. Porque la lección que estoy tratando de aprender esta semana es que hay que dejar atrás ciertas cosas. No necesito apegarme emocionalmente a estas ropas, porque a la vuelta de la esquina siempre habrá otro traje loco, colorido y brillante esperándome, si hay un poco de amor en mi corazón y busco”.

Comentarios

También te puede interesar

Deja una respuesta