El eterno blanco y negro de Rooney Mara

El eterno blanco y negro de Rooney Mara

“Cómo llevar siempre blanco y negro sin aburrirse en el intento” o “Minimalismo de vanguardia” bien podrían haber sido los títulos alternativos a este post, especialmente si pensamos de quien estamos hablando. Rooney Mara ha sido una de las actrices que más rápido ascendió al podio de las mejor vestidas, casi solo usando dos tonos clásicos que para muchos representan lo elegante o lo aburrido: el blanco y el negro.

Largos vestidos de gala confeccionados por Givenchy, suaves modelos delgados de Calvin Klein y uno que otro modelo de Balenciaga, han convertido a la protagonista del remake de la serie Millenium en una de las it girls más sofisticadas, góticas y sencillas al mismo tiempo, una mezcla muy difícil de lograr sobre todo cuando la alfombra roja se trata de deslumbrar y destacar. Pero Mara lo ha conseguido a punta de una dualidad que bien se une o se separa en sus tenidas, pero siempre ha estado presente.

Así, a pesar de sus detractores, todos podemos aplicar fácilmente las reglas de estilo de esta actriz. Ryan Hastings es el estilista tras Rooney, el mismo que ha contribuido a las páginas de Vogue en ocasiones y que ha sacado partido del rol más importante que le conocemos a la actriz hasta el momento. Porque desde que apareció en “The girl with the dragon tattoo”, el cuero y las transparencias en negro se apoderaron del guardarropas de la protagonista, de manera efectiva e impecable.

 

 

Comentarios

También te puede interesar

Deja una respuesta