¿Por qué Donna Karan, la diseñadora que le dio poder a su género en los ’80, defiende a Harvey Weinstein?

¿Por qué Donna Karan, la diseñadora que le dio poder a su género en los ’80, defiende a Harvey Weinstein?

Rosemary McGrotha en la campaña “In women we trust” por Peter Lindbergh para Donna Karan, 1992

Es un tema que ha repercutido fuertemente en los medios durante varios días, no solo llegando a tocar el mundo del cine sino todo tipo de opiniones. Harvey Weinstein, el famoso magnate productor de Hollywood, creador de Miramax y responsable de distribuir grandes éxitos de películas como “Shakespeare in love”, fue acusado por varias mujeres de acoso sexual e incluso violación. Varias de estas mujeres son actrices famosas, quienes aprovecharon el valor que les ha dado la acumulación de testimonios para contar sus verdades. En medio del caso diríamos, ¿qué tiene que ver la moda con esto? Pues básicamente, mantiene dos conexiones.

Primero, la falta de sororidad por parte de la diseñadora Donna Karan. Karan, quien a principios de los años ’80 lanzara su carrera con una fama que la posicionó como un clásico americano, opinó en un evento donde se le preguntó acerca del caso Weinstein. “¿Cómo nos presentamos como mujeres? ¿Qué estamos demostrando? ¿Estamos pidiéndolo?”. Básicamente, para la creadora de la marca que le dio poder a su propio género en una era donde los roles profesionales fuertes comenzaron a ser una opción real y hasta puso en una campaña de su marca a una modelo como la primera mujer presidente de E.E.U.U., las mujeres podrían meterse en problemas de acuerdo a la manera en la que visten. Se trata del típico discurso que emerge en una situación similar, uno que de seguro han escuchado y leído más de alguna vez en las redes sociales cuando se habla de un acoso o violación. ¿Por qué Karan diría esto? Aun no lo sabemos, pero si podemos confirmar que enfrenta un fuerte rechazo por parte de los medios y la opinión pública, una que también la vio emerger diseñando vestidos cortos, ajustados y con escotes, a partir de 1984.

Por otra parte, Weinstein contrajo matrimonio en 2007 con la ex modelo y actriz Georgina Chapman, quien en 2004 junto a Keren Craig fundó Marchesa, la casa de moda. Marchesa comenzó a ser un nombre fuerte de la industria entre las actrices justamente cuando Chapman se casó con Weinstein y un artículo de Jezebel apunta a que las conexiones del productor ayudaron a consagrar la firma. “No era precisamente sutil cuando se trataba de pedirle a las estrellas de Miramax que llevaran trajes de Marchesa en la alfombra roja”, diría el artículo. Con esto además, la firma de Chapman – quien anunció que dejaría a su esposo-, también sufrirá de alguna manera. ¿Qué les parece?

Fotos:Zimbio.

 

 

 

Comentarios
Andrea Martínez Maugard
Andrea Martínez Maugard
Periodista y Magister en Comunicaciones. Creadora de Martirio's Way, un blog donde une la moda, la música y el cine, temas que mezcla de vez en cuando a través de sus posts en Viste la Calle.

También te puede interesar

Deja una respuesta