Failures of fashion, la subjetividad en la moda

Failures of fashion, la subjetividad en la moda

Una polera verde de Balmain que supera los U$1,600 dólares se convierte en la prenda de moda del 2009 gentileza de Chistophe Decarnin, y la misma mantiene características que muchos dirían que pueden imitarse fácilmente: agujeros en la tela y un estilo más cercano al grunge excesivo que a la alta costura de su precio. Este y muchos más son ejemplos que el tumblr “Failures of Fashion” (www.fashionfailure.tumblr.com ) expone cada cierto tiempo, cuestionando algunas de las creaciones originales de diseñadores y marcas cuyos precios podrían parecer exagerados en relación a la misma confección.

En una época donde la mezcla de estilos y tendencias está determinada por múltiples fuentes y referentes culturales, es difícil sostener universalmente qué es lo que compone el deseo de una prenda o accesorio en base a su belleza. Tal como los cánones que han imperado por años en el mundo femenino, la belleza de la moda actual ha sufrido cambios importantes que dan como resultado experimentos o simplemente gustos diferentes a través de colecciones de ropa. Lo que expone “Failures of Fashion” (fracasos de la moda), da cuenta de una opinión que cada vez más personas comparten, en base a una diferencia entre las expectativas de precios y el resultado final del producto, que puede ser adquirido en tiendas online o aquellas catalogadas de lujo.

Un short de Alexander Wang amarrado en cuero de U$725 dólares, una falda de jeans y tela floreada de Kettle Black a U$150 dólares y un top de Martin Margiela a U$65 dólares forman parte de la galería a la que también pueden contribuir otros usuarios de Tumblr, y que incorpora comentarios críticos acerca de cada ejemplo. “Tomar una bolsa de basura y estamparle la marca para venderlo a más de U$2,000 es de mal gusto”, señala quien envió la foto de la nueva cartera Louis Vuitton, llamada Crossbody Bag. “Nada más elegante que un short de estampado hawaiano con lentejuelas”, dice otro con una foto del producto de Ashish, vendido a U$675 dólares. Aunque forme parte de la moda, la subjetividad del deseo está más que clara, mientras nos preguntamos qué prendas de las colecciones actuales formarán parte de esta página web en el futuro.

Comentarios

También te puede interesar

Deja una respuesta