Casa Cibeles

Casa Cibeles

Debe ser una de las tiendas de lencería más lindas de nuestra capital. Se inauguró el 14 de diciembre de 1930 en el entonces lujoso Portal Bulnes. En ese momento sólo existían tres locales en todo Santiago que comercializaban ropa interior, y aunque hoy han proliferado los negocios de este tipo en el sector, sólo Cibeles ofrece una experiencia sensorial como ninguna otra.

El interior de Cibeles tiene una identidad muy especial. Al ingresar, es imposible no percibir que se está en un lugar único: un aroma a mango y durazno recibe amablemente a los clientes; la iluminación morado/azul contrasta hermosamente con el color fucsia de las paredes y el piso; los estantes, mesones, espejos, el probador y la caja son muebles de madera originales de la época y la música que suena es de Maze & Frankie Beverly.

Lo que más llamó nuestra atención sin embargo, fueron las cajas de papel holográfico que guardan celosamente los delicados brassières. El dueño nos contó que antiguamente, se empleaban cofres más pequeños para preservar los corsés que usaban las mujeres de antaño. El misterio del por qué de las cajitas quedó entonces resuelto.

Es estilo actual de Casa Cibeles se debe a Gonzalo Puga de la oficina de diseño Alt3es. Y como estamos próximos al día de San Valentín, si deciden darse una vuelta por Cibeles, es probable que las atienda Ingrid, Anabella o Ana María en sus delantales diseñados por Gerardo Tyre. Se encuentra ubicada en el Portal Bulnes 489, Santiago Centro.

Comentarios

También te puede interesar

Deja una respuesta