¿Las peores colecciones?

¿Las peores colecciones?

Sobre gustos no hay nada escrito, y lo que es hermoso y atractivo para algunos puede ser derechamente feo para otros. Sin embargo, hay algunas colecciones de ropa que llaman la atención por exudar mal gusto a lo largo de su existencia, aun cuando se vendan como pan caliente.

Ese es el caso de la firma Baby Phat de la multi diva Kimora Lee. Desde que se casó con el magnate Russell Simmons a mediados de los ’90, consiguió hacer su propio negocio dedicando su vida a reflejar el lujo y la “fabulosidad” (su palabra favorita) en todos lados…Hasta que lanzó Baby Phat como opción para las chicas que quieran aspirar a lo mismo que ella. El problema es que a través de una muy común, vulgar a veces y aburrida línea siempre trata de crear ese ambiente con poco éxito, pero la larga vida de sus productos da cuenta que si existe un nicho para este tipo de prendas. Aun cuando cada temporada sus colecciones son altamente criticadas por los especialistas en moda.

Lindsay Lohan no se queda atrás. Lejos de sus escándalos, sus incursiones en la moda no han sido muy exitosas tampoco. Primero, fue la asesora creativa de Ungaro con tan poca aceptación luego de su primera colección que tuvo que renunciar, y además lanzó una línea propia llama 6126. Leggins transparentes, encajes, enteros plateados, cadenas y una serie de elementos parecen más una recopilación de los trajes de las chicas de videos de rock ochentero que una colección coherente de ropa moderna.

La última línea en seguir esta dimensión es la de una de las protagonistas de Jersey Shore JWoww, que acaba de lanzar Filthy Couture, una colección de ropa al estilo de lo mismo que se ve en cada capítulo de la serie de MTV: mucho escote, minifaldas, short y vestidos que abundan en brillo y encajes. Una vez más, alguien sin mayor conocimiento de diseño se apodera de un concepto que a pesar de eso, brilla en popularidad. Porque más de alguna querrá ser como ella, o no?

Comentarios

También te puede interesar

Deja una respuesta