080 Barcelona 2014: Las colecciones otoño-invierno de la ciudad catalana

080 Barcelona 2014: Las colecciones otoño-invierno de la ciudad catalana

Colaboración desde Barcelona por Andrea Pinto

Una nueva edición de la Semana de la Moda de Barcelona se llevó a cabo la semana pasada con el 080 Barcelona Fashion Otoño-Invierno 2014-2015, donde 34 desfiles mostraron las tendencias catalanas de lo que será la moda invierno para la próxima temporada. Una vez más, el evento destacó por unir a grandes y chicos como una propuesta única de la moda que se vive en el país europeo. Aquí revisamos lo mejor de tiendas como Mango, Desigual y Custo Barcelona, junto con las sorpresas de Krizia Robustella, Manuel Bolaño y  Brain&Beast.

Mango

Fue el encargado de abrir el show, junto con la top model brasileña y ángel de Victoria’s Secret, Alessandra Ambrosio. La firma apostó por creaciones minimalistas y detalles especiales, haciendo un guiño a la década de los 90, con colores como blanco, negro, caramel y jeans, junto con la puesta en escena de su polémica línea de “tamaños grandes”, Violeta.

Desigual

La marca catalana presentó una colección étnica con mucho estilo y personalidad. Bajo el nombre “Why?”, la colección se caracterizó por mezclar colores tierra con ocre, negro, grises y rojos, y seguir fiel a sus los estampados.

Custo Barcelona

Este desfile sirvió como adelanto a la primera participación de la marca en el New York Fashion Week Fall 2014 –donde también presentará Desigual–, entre el 6 y 13 de febrero próximo. La colección mostró personalidad con una paleta de colores invierno clásico mezclada con tonos vivos, al igual que en la dualidad de tejidos. Abrigos de piel, blusas de tejidos vaporosos, transparencias y detalles en colores high tech, también forman parte de la línea.

Krizia Robustella

Su colección “The Hot Snow Patrol” fue inspirada en Aspen de los años 80′ y 90′, donde vemos la nieve reinterpretada para el sport deluxe. Trajes acolchados, telas de algodón, colores fuertes y estampados geométricos de esquiadores, fueron la impronta de la marca, donde los estampados forman parte de una colaboración de la ilustradora, Marta Veludo.

Manuel Bolaño

Era uno de los desfiles más esperado, y no decepcionó. “Soixante-quatorze” es el nombre de su colección otoño-invierno basada en recuerdos de otoño del año 1974, con una fuerte presencia en lanas, patchwork, mix de estampados de cuadros y volúmenes.

Selim de Somavilla

“DOWNTOWN” marcó la versión unisex del diseñador catalán, Selim de Somavilla. Aquí el negro en combinación con materiales cálidos como la lana, la seda o la piel, se confrontaron con tejidos artificiales como el polyester y las imitaciones de pelo de animal. El estampado calidoscópicos y el color en tonos naranajas también fueron puntos fuertes de la propuesta.

Brain & Beast

Su pasarela <ROMANTIK> busca evocar amores pasados, presentes y futuros; posibles e imposibles, en una colección de recuerdos sin lugar a nostalgia. Con esta definición, el trío de diseñadores mostró una evidente influencia de la cultura urbana, con nuevas formas, estructuras y reestructuras en colores y estampados.

Joseph Abril

 Impecable propuesta para el hombre urbano y elegante moderno, al recrear piezas tradicionales como trajes, camisas, chaquetas y patrones desestructurados. En cuanto a colores, destaca el tradicional negro, junto con el azul cielo, verdes y blancos.

 Albéniz

Albéniz presentó una propuesta basada en el concepto del clásico gentleman: un hombre con clase y elegancia, al que le gusta abrigarse y sentirse todo un caballero. La selección de tejidos es amplia, con lana vírgenes, cachemires, tules y seda fusionada con pieles de conejo o napa, aportando riqueza y diferenciación. Todo en blanco, negro y rojo.

Zazo&Brul

La firma presentó su primera línea varonil, en una combinación futurista con su la línea femenina. El propósito fue mostrar una figura unida de ambos sexos, con una estética basada en los colores fundamentales del negro y el blanco. Su significado busca simbolizar el inicio y el fin de las cosas, con capas engomadas, brillo y tejidos naturales como algodón, lana, seda plisada y piel de cordero. La muestra también contó con la colaboración del escultor Carles Piera, a cargo de los esquemas volumétricos que adoraron los hombros y cuellos de los modelos.

Comentarios

También te puede interesar

Deja una respuesta